Ciudadanos creen que las acciones de alcaldes y Gobernador son insuficientes para contrarrestar la inseguridad.

Las acciones y estrategias que los municipios del área metropolitana de Monterrey y el gobierno de Nuevo León están ejerciendo para reducir la inseguridad que se vive actualmente no son suficientes para los ciudadanos, por lo que no vislumbran, en el corto plazo, una mejora en este tema.

A través del Pulso Metropolitano de Seguridad, la ciudadanía encuestada considera que las condiciones de inseguridad en el estado continuarán igual o empeorarán en los próximos 3 meses ante la pregunta: “Considera que la inseguridad, en los próximos tres meses, en el estado: ¿va a aumentar, va a seguir igual o va a bajar?”

El 33.7 por ciento de los ciudadanos considera que aumentarán las condiciones de inseguridad en Nuevo León, mientras que un 53.5 por ciento cree que continuarán igual durante los próximos tres meses. Sólo el 12.8% de los ciudadanos cree que bajará la inseguridad.

Lo que resulta crítico es que, desde el inicio de la administración estatal actual, el porcentaje de ciudadanos que cree que la inseguridad aumentará en el corto plazo se ha incrementado en más de un 10%, mientras que el porcentaje de los que creen que las condiciones mejorarán ha caído casi un 18%.

En septiembre de 2015, un mes previo al arranque de la administración estatal actual, el 30.4% de los ciudadanos confiaba en que la inseguridad bajaría en el corto plazo; el 22.3% consideraba que la inseguridad aumentaría para los siguientes meses. Dos años después, en septiembre de 2017, esta percepción ciudadana ha cambiado de manera drástica.

En el agregado del área metropolitana de Monterrey, el 27.1% considera que la inseguridad aumentará en sus municipios durante los próximos 3 meses, mientras que el 58.4% cree que las condiciones seguirán siendo las mismas.

A través de los resultados del Pulsómetro y de otros esfuerzos de los organismos empresariales y civiles de Nuevo León, reafirmamos la exigencia a las autoridades estatales y municipales de un golpe de timón en las estrategias y acciones que están realizando, ya que los indicadores del Semáforo del Delito, que son datos duros de la Procuraduría General de Justicia en el estado, sobre los diversos delitos cometidos, aunado a los resultados de percepción ciudadana en este tema, muestran una coincidencia a la que se debe dar una solución integral.

El Pulsómetro es un estudio realizado por el Tecnológico de Monterrey para CAINTRA, COPARMEX Nuevo León, CANACO Monterrey, INDEX, CANADEVI y el Consejo Cívico, en donde se entrevistó vía telefónica a más 4,600 ciudadanos del área metropolitana de Monterrey sobre su percepción de seguridad, confianza y compromiso en las autoridades. Su metodología y estructura permite tener muestras representativas para municipio y en promedio para el área metropolitana.